Latina

RSS logo

Mailing-list Latina

< Altre opzioni e info >

Aiuta PeaceLink

Sostieni la telematica per la pace:

  • donazione ONLINE con carta di credito
  • c.c.p. 13403746 intestato ad Associazione PeaceLink, C.P. 2009 - 74100 Taranto (TA)
  • conto corrente bancario n. 115458 c/o Banca Popolare Etica, intestato ad Associazione PeaceLink (IBAN: IT05 B050 1802 4000 0000 0115 458)
Motore di ricerca in

Lista Latina

...

Articoli correlati

Argentina: è possibile ridurre la povertà senza avere accesso alle fonti d'energia?

12 giugno 2005 - José Rigane
Fonte: ARGENPRESS.info


En el marco del Seminario Internacional 'Migraciones y Desarrollo' y el Congreso Confederal de la Unión General de Trabajadores de España que se llevó a cabo hasta el 4 de junio en España; y antes de su arribo a Ginebra para participar del Congreso Anual de la Organización Internacional del Trabajo, el Secretario General del Sindicato Luz y Fuerza Mar del Plata y Secretario de Interior de la CTA Nacional, José Rigane, tomó el tema de la pobreza, para vincularlo a la importancia del acceso a la energía.

'En el año 2002 el Secretario General de Naciones Unidas, Kofi Annan, hizo el lanzamiento de los 'Objetivos de Desarrollo del Milenio', con la finalidad de reducir a la mitad la pobreza en el mundo hacia el año 2015.

Ocho objetivos de desarrollo fueron aceptados por el conjunto de los 192 países integrantes de la Organización de naciones Unidas.

1. reducir la pobreza y el hambre.
2. garantizar la educación primaria para todos.
3. promover la igualdad de los sexos y la autonomía de las mujeres.
4. reducir la mortalidad infantil.
5. mejorar la salud maternal.
6. combatir el VIH/SIDA, el paludismo, y otras enfermedades.
7. garantizar un medio ambiente renovable.
8. implementar una asociación mundial para el desarrollo.

(textual de la organización: Derecho a la Energía)

Llama poderosamente la atención que ni la energía ni la electricidad se mencionan, a pesar de que son indispensables para acercarse a cualquiera de estas iniciativas.

Está comprobado que sin el acceso a la energía, no hay posibilidad de desarrollo, en ninguna región, en ningún país.

Partimos de la premisa de que la energía es:

a. un bien social
b. un derecho humano
c. un problema de todos

Si no se garantiza el abastecimiento de la energía a toda la población, sin importar el nivel social y la situación económica de cada familia, sucede esto:

- 2500 millones de habitantes del planeta no tienen acceso nada más que a la leña, como única fuente de energía.
- El 80 por ciento de la población mundial consume sólo el 20 por ciento de la energía total que se produce.
- Hoy la humanidad registra un consumo de energía 200 veces superior al de hace 200 años.
- El 20 por ciento de la población mundial consume el 80 por ciento de la energía que se produce en el mundo.

Esto, en referencia al consumo energético en la práctica, significa que la desigualdad es total, y queda demostrado en que:

Un ciudadano estadounidense consume 7,8 tep por año
Un europeo consume 3,2 tep por año, y uno de Europa Central 2 tep por año.
Un habitante de Oriente Medio 1,2 tep por año.
Un africano 0,53 tep anuales.
Un habitante de América Latina y Caribe, consume 1,3 tep por año.

(tep= tonelada equivalente de petróleo)

Los excluidos, los pobres que no tienen acceso a la energía (India, Africa, parte de América Latina y Caribe) tienen una expectativa de vida que no supera los 40 años, mientras que para los países desarrollados el umbral supera los 75 años de vida.

Sin energía, no hay educación, no hay cadena de frío, por lo tanto no hay vacunas, ni tampoco agua potable, es decir que no hay salud, ni tecnología, etc. La mortalidad infantil, que para los países desarrollados está en un 0,4 por ciento, en los no desarrollados alcanza el 15 por ciento.

Las cifras de la pobreza mundial

· 1200 millones de personas viven con un dólar o menos al día.
· el 1 por ciento más rico de la población mundial percibe la misma cantidad de ingresos que el 57 por ciento más pobre.
· 54 países son más pobres ahora de lo que eran en 1990.
· 1000 millones de personas están desempleadas, subempleadas o pobres, de las que el 60 por ciento son mujeres.
· 245 millones de niños de 5 a 17 años trabajan.
· las mujeres perciben entre el 30 y el 60 por ciento menos que los hombres.
· 860 millones de adultos son analfabetos.
· 114 millones de niños en edad escolar no acuden a la escuela.

Hace tiempo que desde la Central de Trabajadores Argentinos y las organizaciones de base que la integran, llegamos a la conclusión de que el principal flagelo que afrontamos en nuestro país es la pobreza, que no es un tema solo social. Es político.

Su solución viene de la mano de una nueva distribución de la riqueza. Hay que terminar con la concentración y centralización de la riqueza en pocas manos.

Esto es posible si logramos cambiar las políticas económicas que se aplican hace más de 25 años.

Esto es posible si profundizamos la democracia, si podemos pasar de la 'democradura' a una verdadera democracia participativa.

Esto es posible si hay democracia y libertad sindical, si se reconocen a las 2200 organizaciones sindicales proscriptas, inscriptas simplemente.

Esto es posible si defendemos la soberanía nacional, si recuperamos nuestro patrimonio nacional y detenemos la depredación de nuestros recursos renovables y no renovables, nuestra riqueza.

Queda claro que el movimiento obrero, las organizaciones sindicales, pueden contribuir a cumplir con los 'objetivos de desarrollo del milenio', para reducir la pobreza. Claro que, para esto, las Naciones Unidas tendrán que corregir e incorporar el tema de la energía como instrumento esencial a la hora de actuar en serio contra la pobreza.

De la misma manera que el gobierno nacional debe dar por finalizado el modelo energético liberal depredador, de extranjerización, basado en la propiedad privada (del oligopolio multinacional) de cuyo fracaso no queda duda alguna; y retomar decididamente el camino de la recuperación del patrimonio nacional a manos del pueblo, poniendo fin definitivamente a los procesos de reprivatización, y avanzando en la dirección que permita terminar con nuestra pobreza a nivel nacional, en clara contribución con lograr los 'objetivos de desarrollo del milenio'.'

Note:

José Rigane è Secretario Generale del Sindacato Luz y Fuerza di Mar del Plata. Secretario Generale de la Federazione dei Lavoratori dell' Energía della Repubblica Argentina. Secretario degli Interni della CTA Nacionale

PeaceLink C.P. 2009 - 74100 Taranto (Italy) - CCP 13403746 - Informativa sulla Privacy